La Verdad

jueves, 29 de abril de 2010

Empresarios amenzan retirarse país por quema cañaverales

Un grupo de empresarios colombianos que dirigen el Consorcio Azucarero Central (CAC), arrendatario del ingenio Barahona,amenazan con retirarse del país, debido a que en las últimas tres semanas han perdido entre 20 y 30 millones de pesos, producto de la quema indiscriminada de más de 43 mil toneladas de caña por parte de desconocidos. Así lo explicó Andrés Mota Doñé, funcionario del referido centro azucarero, al denunciar la quema de grandes plantaciones de caña. El funcionario informó que el jefe de la Policía, mayor general Rafael Guillermo Guzmán Fermín, ordenó que se investigue a los responsables de la quema de los cañaverales, pero que después de esas instrucciones, es que los desaprensivos han tomado fuerza y han quemado grandes extensiones de la gramínea.

Los cañaverales están ubicados en la zona cañera de Barahona, Baoruco e Independencia, por lo que es muy difícil que la empresa pueda poner vigilancia en toda esa área, según un reporte del medio digital Ecos del Sur que dirige el periodista Teuddy Sánchez.

Este jueves medios digitales nacionales informan sobre la continuación de quemas de más de mil tareas de caña fueron incendiadas por desconocidos en la localidad de Mena Abajo de Tamayo, en perjuicio de la zafra que realiza el ingenio Barahona.

La denuncia precisa que los funcionarios del CAC han pedido en apoyo del Estado para poder contrarrestar la situación, al expresar que de todos los ingenios privatizados, sólo se ha mantenido el de esta ciudad, administrado por ellos.

Informaron que han solicitado vigilancia a la Policía y al Ejército en

la región, pero que los comandantes de esas instituciones castrenses le han informado que no tienen la cantidad de hombres y equipos necesarios para esas labores.

Dijeron que contrario a lo que sucede en los campos de caña de Puerto Plata y La Romana, donde las plantaciones están en medio de propiedades privadas, en Barahona, Baoruco e Independencia las plantaciones están en medio de comunidades habitadas por miles de personas.

Mota Doñé explicó que cuando son quemadas las plantaciones de caña, el Consorcio pierde el 40 por ciento del producto, ya que solo puede aprovechar el 60.

Solicitó al Ministro de las Fuerzas Armadas, general Pedro Rafael Peña Antonio, al jefe de la Policía, mayor general Guzmán Fermín, y al jefe del Ejército, general Virgilio Pérez Féliz, auxiliar la empresa

cañera, porque de lo contrario, los inversionistas hasta podrían irse

de la región. Expresó que ya los inversionistas, muchos de ellos de capital colombiano, han pensado en la retirada, porque no encuentran que hacer ante las grandes pérdidas que están teniendo con la quema de caña.

Destacó que el CAC es la única empresa que mantiene una gran empleomanía en las tres provincias de la región , por lo que no es

buena idea dejar que por el vandalismo, sus inversionistas se marchen del país, además de que sentaría un mal precedente no solo en la zona Sur de la República Dominicana , sino en todo el país.

Etiquetas:

0 comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Suscribirse a Enviar comentarios [Atom]

Enlaces a esta entrada:

Crear un enlace

<< Página principal