La Verdad

viernes, 25 de junio de 2010

Investigan muerte de estudiante dominicana en playa de Long Island

NUEVA YORK.- El Departamento de Educación anunció que investiga si hubo negligencia o descuido en la muerte de la estudiante dominicana de 12 años, Nicole Suriel, quien el martes se ahogó en una playa de Long Island, mientras sin permiso de sus padres fue llevada por su escuela a un paseo de verano. El canciller de educación, Joel Klein dijo que se averigua si los padres de Nicole, dieron permiso para que ella se metiera al agua, sobre todo cuando no sabía nadar.

La maestra Erin Bailey, una de las profesoras que acompañó a los estudiantes a la playa, es una de las personas investigadas en relación a la muerte de la menor dominicana. Klein, lamentó la tragedia y dijo que la misma le rompe el corazón.

“Columbia es una escuela maravillosa y está haciendo un buen trabajo con los niños de la ciudad. Estoy seguro que toda la comunidad está sorprendida y triste por este suceso”, añadió el funcionario.

Pero adelantó que por ahora y a pesar de la muerte de la alumna dominicana, el departamento no suspenderá las excursiones de los estudiantes a plazas recreativas como las playas. El presidente del condado de Manhattan, Scott Stringer, solicitó que se suspendieran los paseos para evitar tragedias como la de Nicole.

Un altar improvisado en la escuela Columbia ha sido levantado por los compañeros de aulas de Nicole para recordarla. Basilio Suriel, un tío de la malograda estudiante, dijo que no ha podido dormir y que tuvo que acompañar a su hermano (el padre) a la morgue para identificar el cadáver de la muchacha.

Nicole, desapareció en las aguas de Long Island (Océano Atlántico) y su cuerpo fue encontrado una hora más tarde por los rescatistas. En ese momento, no había salvavidas disponibles, porque esos expertos, comienzan oficialmente su trabajo de verano en los balnearios y piscinas públicas de Nueva York, la semana próxima, según dijo la alcaldía.

Basilio dijo que ahora, todos los sueños de la familia están rotos. “Era la hija única, la muñeca de mi hermano, pero ya no hay nada”, agregó el dominicano. Orelbi Suriel, un primo de Nicole dijo que no es posible que no haya seguridad en las playas locales.

La familia y el vecindario en Harlem donde residía la menor, siguen devastados por la tragedia y han reclamado que se aclare el caso. La niña, que cursaba el sexto grado en la escuela Columbia de la calle 123 en Manhattan, fue al peso contra la voluntad de su padre, según explicó su progenitor

Etiquetas:

0 comentarios:

Publicar un comentario

Suscribirse a Enviar comentarios [Atom]

Enlaces a esta entrada:

Crear un enlace

<< Página principal