La Verdad

miércoles, 25 de febrero de 2009

Diputados Villa Altagracia califican de insensato e irresponsable a síndico Pedro Peralta


SANTO DOMINGO.- Dos diputados de Villa Altagracia calificaron como una insensatez y un acto de irresponsabilidad el hecho de que el síndico de esa comunidad, Pedro Peralta, llamara a los munícipes a ir armados de machetes a ocupar y lanzar basura en plantaciones de la empresa Cítricos Dominicanos ubicada en la zona.

Marino Mendoza, del Partido Revolucionario Dominicano (PRD) y Manuel Díaz, del Partido de la Liberación Dominicana (PLD), cuestionaron que las instancias correspondientes no hayan procedido a destituir a ese funcionario que en el ejercicio de sus funcionarios ha demostrado inaptitud para resolver los graves problemas que afectan el municipio, principalmente en lo que respecta al manejo y destino final de los desechos sólidos.

Recordaron que debido a alegadas inconductas y violaciones a la ley, el síndico Pedro Peralta enfrenta un proceso judicial instrumentado por la Secretaría de Estado de Medio Ambiente y, además, es objeto de investigación por la Cámara de Cuentas y una comisión de diputados.

Mendoza corrobora la posición del senador por la provincia San Cristóbal, Tonmy Galán, en el sentido de que el principal problema que confrontan los residentes de Villa Altagracia no es la basura, sino la gestión del ejecutivo municipal.

Argumentó que tan pronto se produjo ese señalamiento Pedro Peralta encontró un lugar donde provisionalmente depositar la basura hasta que se habilite un nuevo vertedero y un relleno sanitario.

Recientemente ejecutivos de Cítricos Dominicanos aportaron el terreno para el depósito de la basura y la construcción de un relleno sanitario en Loma Nandita, y según representantes de ese municipio, el síndico rehúsa como forma de alargar la solución al problema.

De su lado, el diputado peledeísta Manuel Díaz, aunque censuró la postura asumida por el síndico Pedro Peralta, dijo no extrañarle porque conoce cual ha sido su comportamiento y personalidad.

Según Díaz el ejecutivo municipal ha venido observando un comportamiento impropio, no sólo frente a los munícipes que le eligieron, sino en el ámbito político y en la sociedad en sentido general, convirtiéndose en tránsfuga y, por ende, poco creíble.

“Y ese comportamiento, el de una persona anormal e irresponsable, lo ha llevado a que ningún político y munícipe de Villa Altagracia lo valore”, añadió el legislador oficialista.

Etiquetas:

0 comentarios:

Publicar un comentario

Suscribirse a Enviar comentarios [Atom]

Enlaces a esta entrada:

Crear un enlace

<< Página principal